El truco de magia

16. Crea un relato que gire en torno a una cuenta atrás.


 

Me he dejado convencer para venir a ver un espectáculo de magia y leer el anuncio en la fachada del restaurante, me ha desmotivado del todo:

«Esta noche nuestro mago realizará un juego de escapismo, emulando al mismísimo Houdini».

Reconozco que soy bastante escéptico para estas cosas y que no me gustan los números de magia de este tipo. Bueno, de este y de ninguno que no sea de naipes. Pero entre mi hermano, mi cuñada y mi mujer me han convencido para venir a ver a un tipo que hace trucos como los de ese tal Houdini. No supe de su existencia hasta que en una de las primeras citas con mi mujer cuando éramos novios me llevó a una exposición sobre él, un farsante que engañaba a todo el mundo con sus pruebas de fuerza y esoterismo. Todo patrañas. ¿Quién puede creer que un hombre encerrado en un tanque, con una camisa de fuerza y grilletes, va a escapar sin ayuda? Yo no, pero voy a darles el gusto por una noche.

Se apagan las luces del salón y un foco alumbra el escenario, decorado con un telón granate propio de la época. Mi mujer me mira emocionada y me sonríe con su expresión de «ya verás como te gusta». En fin, no puedo hacer nada. Se abre el telón y aparece una azafata delgada y rubia, alumbrada por un cañón de luz que la sigue mientras se mueve por el escenario. Unas breves palabras con un forzado acento de Europa del este sirven para presentar al verdadero protagonista de la noche, un hombre fornido con más pinta de descargador de muelles que de ilusionista se lleva la ovación de los presentes. Aplaudo para no desentonar y, de nuevo, ahí está la cara de mi mujer. Sonrío, qué le voy a hacer…

Metida en su papel de maestra de ceremonias, la azafata nos explica en qué va a consistir el espectáculo, como si no lo supiéramos ya. Mientras, aparecen más ayudantes con los materiales necesarios, como un enorme tanque transparente con cierre hermético. Según ella, vestirán al mago con una camisa de fuerza de tres correas, tal y como muestra, y se le sujetará por los pies con unas correas adheridas a la tapa del tanque para sumergirlo bocabajo. Eso sí, deberá escapar en menos de un minuto. Y yo voy y me lo creo, claro. Para dar más emoción al asunto, un marcador gigante desciende de la parte superior del escenario con una cuenta atrás.

El protagonista es ataviado con la camisa de fuerza, con las correas bien apretadas como nos muestran los ayudantes mostrando su espalda para poder comprobarlo, lo tumban en el suelo y hacen lo mismo en los pies. Una grúa eleva la plancha superior y los ayudantes sellan el tanque con él dentro. La azafata lo cubre con una lona y el cronómetro se pone en marcha entre murmullos tensos. Comienza el espectáculo.

El truco es tan antiguo como estudiado y se ha repetido infinidad de veces. Como si las correas no tuvieran un límite hasta el que tirar para permitirlo salir o si la camisa de fuerza no estuviera trucada. Aún así, espero que tenga buena capacidad pulmonar que es lo más importante. El mago saldrá del tanque sin ningún signo de fatiga y casi seco porque le habrá sobrado la mitad del tiempo. Los segundos corren a gran velocidad, el tiempo se agota y el nerviosismo de la sala se contagia. Incluso a mi hermano, que es el ser más calmado del mundo. Míralo, como un niño chico.

Quince segundos. Esto ya está resuelto. Ahora mismo, el mago estará tomándose una cerveza entre bambalinas mientras nosotros nos comemos las uñas. Cinco segundos, cuatro, tres, dos, uno… silencio. La azafata entra en escena bajo un aire de misterio. ¿Lo habrá conseguido? Se acerca a la lona y destapa el tanque con un enérgico movimiento. Nos mira con estupor. El público no aplaude y se gira a comprobar el porqué. Nos hemos quedado helados al ver el cuerpo amoratado del ilusionista dentro del tanque.

 

Anuncios

One response to “El truco de magia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s